NASA

Después de casi 40 años, un cohete tripulado de la NASA completó todas las etapas en la revisión de su diseño (CDR). El Sistema de Lanzamiento Espacial (Space Launch System, SLS) es el primer vehículo que cumple con las características para un viaje Marte.

El SLS será el cohete más poderoso jamás construido y con la nave Orion, dará inicio a una nueva etapa de exploración a Estados Unidos. La CDR hizo una evaluación final del diseño y desarrollo del vehículo integrado de lanzamiento antes de que inicie su fabricación.

“Dimos al clavo en el diseño del SLS y hemos terminado con éxito la primera ronda de pruebas para los impulsores y el motor del cohete. Los principales componentes para el primer vuelo están ahora en producción, dijo Bill Hill, de la División para el Desarrollo de Sistemas de Exploración de NASA. “Ha habido retos y habrá muchos más por delante pero esta evaluación nos da la confianza de que estamos en el camino correcto para el primer viaje del SLS y utilizarlo para continuar con la presencia humana en el espacio”.

La evaluación terminó en julio, junto con otra de la Junta de Revisión Permanente, compuesta por expertos de NASA y la industria aeronáutica. Durante 11 semanas, 13 equipos revisaron más de 1,000 documentos y 150 GB de datos como parte del proceso.

Esta es la última de cuatro evaluaciones que examinan los conceptos y diseños del SLS.

El siguiente paso del programa será la certificación, que ocurrirá en 2017 cuando concluya su manufactura, integración y prueba. La certificación compara el producto final con el diseño original. El último peritaje, la preparación del vuelo, ocurrirá antes de la fecha de despegue en 2018.