¿Cómo funcionan los audífonos más caros del mundo?

Sennheiser combina la tecnología con el lujo en sus nuevos HE 1060.

Sennheiser

¿Te comprarías unos audífonos de casi 1,000,000 pesos? Tal vez si supieras con certeza que son los mejores del mercado. La compañía alemana Sennheiser asegura que sus nuevos HE 1060 lo son.

Estos cuentan con un sistema electrostático que combina lo último en tecnología con materiales de lujo y alta calidad artesanal, lo que les permite ofrecer al usuario una “experiencia única de sonido”.

Para hacer esto posible, un equipo de expertos de la firma pasó casi una década trabajando continuamente, principalmente en compaginar las ventajas de un amplificador de tubo con las que ofrece un amplificador de transistores.

Arte y sonido

Sennheiser
Sennheiser

La experiencia de los HE 1060, según Sennheiser, comienza en cuanto estos se encienden ya que, cuando el sistema está inactivo, todos sus componentes se retractan.

Al prender el equipo, cada uno de los controles “cobra vida” sobre la caja de mármol, así como los tubos cerrados al vacío en bulbos de cuarzo de cristal.

La compañía asegura que para garantizar un rendimiento acústico “excepcional” se utilizaron piezas exclusivas, como electrodos cerámicos de oro vaporizado y diafragmas de platino vaporizado.

Además, “las propiedades del mármol protegen de forma óptima al núcleo del amplificador”, explicó Maurice Quarré, director del área de Select & Audiophile en Sennheiser.

Con todo esto, los HE 1060 no sólo son los audífonos más caros del mundo, sino también unos de los mejores.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín semanal, ¡suscríbete ahora!