Avatares virtuales ayudan a personas con esquizofrenia
iStock

(AFP) – “¡No vales nada!”, lanza un hombre virtual en la pantalla. “¿Puedes irte, por favor?”, le responde una mujer sentada frente al ordenador. Para ayudar a las personas con esquizofrenia a combatir las voces que escuchan, un equipo de investigadores diseñó avatares digitales que las personifican.

Al inicio tímida, la voz de la paciente va ganando firmeza: “¡No te escucharé más!”. Este diálogo forma parte de un innovador tratamiento ideado por un grupo de expertos ingleses, cuyos primeros resultados fueron publicados este 24 de noviembre en la revista The Lancet Psychiatry.

Los avatares abusivos ayudan a los esquizofrénicos a luchar contra las "voces": estudio
King’s College London

En total, 75 personas han tomado esta terapia durante su fase de pruebas de tres meses.

De acuerdo con los autores de este trabajo, siete de los pacientes ya “dejaron de oír completamente las voces” gracias a este sistema, mientras que de otro grupo de 75 personas que sólo recibió consejos médicos, únicamente dos lo logró.

Alrededor de dos tercios de quienes padecen esquizofrenia escucha voces imaginarias que, a menudo, los insultan o los amenazan, explicó Tom Craig del King’s College de Londres, principal autor del estudio.

En la mayoría de los casos, los medicamentos reducen los síntomas pero un cuarto de los pacientes sigue oyendo las voces. Eso es lo que le ocurría a las 150 personas que participaron en la investigación, quienes viven con tres o cuatro voces en promedio.

Los avatares, detallaron sus creadores, permiten materializar esas voces para que los pacientes puedan enfrentarlas y dominarlas. Gracias a las indicaciones de los voluntarios se pudieron recrear por ordenador el tono de la voz que los atormenta y el rostro con el que la asocian.

Los avatares abusivos ayudan a los esquizofrénicos a luchar contra las "voces": estudio
King’s College London

A continuación, los participantes se sometieron a sesiones de 50 minutos en las que se enfrentaron a ese avatar, presentado en un ordenador. Desde otra habitación, un terapeuta los guía con un micrófono, al tiempo que da voz al avatar y hace que este se dirija al usuario.

El objetivo es que, al final de la terapia, la persona gane confianza y firmeza mientras que el avatar pierde terreno. “Pasamos de algo espantoso a algo que está bajo el control de la persona”, afirmó Craig.

Expertos independientes consideraron que este trabajo es prometedor pero matizaron que se necesitan más ensayos para confirmar la eficacia del mismo y definir el tipo de paciente que encaja con esta terapia.

La esquizofrenia afecta a unos 20 millones de personas en todo el mundo, de acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

¿Esquizofrenia? Hay una app para eso

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre