Brasil, con un ‘Río’ de tecnología
Getty Images

Por Mauricio Hernández A.

NOTA DEL EDITOR: Este reportaje se publicó originalmente en la edición número 1194 de la revista Expansión

Ninguna de las protestas sociales por las que atraviesa Brasil con la destitución de su presidenta, Dilma Rousseff, la desaceleración económica o la alerta por el virus del zika, impidieron que Río de Janeiro, se convirtiera en la ciudad más tecnológica del mundo. Irónicamente y a pesar de todos los problemas, los Juegos Olímpicos de Río le traerán a este país un impacto económico de 51,100 millones de dólares, de acuerdo con estimaciones de la Universidad de Sao Paulo.

Electricidad, seguridad, conectividad, logística, transportación y cada dato que se genere del 5 al 21 de agosto en las regiones de Copacabana, Maracaná, Deodoro y Barra (sedes olímpicas), está vigilado por un centro de control que abastecerá de supervisión y mantenimiento a todos los complejos deportivos en la ciudad brasileña.

Anuncio

Para este evento, la ciudad se ha preparado de tal manera que apetecen ser los Juegos Olímpicos más tecnológicos que han existido y en los que las empresas del sector más apuestan. Para la calificadora Moody´s, la puesta olímpica le traerá a Brasil cerca de 7,100 millones de dólares en inversión tan sólo en infraestructura.

Para todo el montaje tecnológico, la ciudad de Río se preparó con más de un año de anticipación en logística y desarrollo para que la infraestructura estuviera altamente detallada y hacer frente a los retos. Desde el chip más pequeño hasta el sistema más complicado, han sido rigurosamente revisados por expertos de cada área.

Pedro Junqueira, director del Centro de Operaciones de Río y su equipo sabían que la ciudad no se volvería inteligente sin la ayuda de especialistas de todas las áreas tecnológicas. “No somos inteligentes porque lo sabemos todo, sino porque somos la fuente de la información. Seremos inteligentes –más inteligentes– si entendemos que alguien sabe más de algo con mayor precisión que nosotros”.

Destacó que el centro de operación es un lugar de reunión en donde se concentran 500 personas de 30 organismos y departamentos diferentes. Organismos municipales y estatales, así como compañías privadas ofreciendo servicios públicos.

En la puesta olímpica participan 10,500 deportistas de 206 países. En 17 días se disputan 306 medallas. Se efectúan 42 prácticas deportivas. Se cuenta con 32 lugares de competición localizados en cuatro regiones: Deodoro, Copacabana, Maracaná y Barra.

Se tiene ayuda de 45 mil voluntarios, 85 mil contratistas y seis mil 500 empleados. En la historia se han celebrado 27 Juegos Olímpicos: 16 en Europa, 3 en Asia, dos en Oceanía y 6 en América del Norte.

Energía inteligente para Río

Uno de los jugadores clave en el desarrollo de la infraestructura energética y tecnológica para los Juegos Olímpicos de Río es la compañía General Electric, que abasteció de sistemas inteligentes de electricidad para la ciudad.

Rafael Santa, vicepresidente de General Electric para América Latina, aunque no se asume como un experto en el tema de deportes, dijo que efectivamente esta puesta deportiva es una de las más tecnológicas que hayan existido.

En entrevista para Expansión detalló que la empresa que representa se encargó, no sólo de electricidad de forma básica a la ciudad, sino de sistemas inteligentes en áreas de vital importancia.

La aportación de la firma trajo como resultados tangibles la visibilidad en el campo y fuera del Estadio de Maracaná, (lugar de celebración de la apertura y clausura de juegos). Para este recinto, GE utilizó cerca de 396 proyectores de 2,000 vatios que proporcionan una visión exacta del desarrollo de las actividades.

Otro ejemplo es el alumbrado de la laguna Rodrigo de Freitas, punto turístico importante de Río de Janeiro y lugar de celebración de eventos de canotaje y remo. Para esta instalación GE dotó de 540 lámparas LED de 90 vatios con la que genera 50% de ahorro en el consumo de energía.

“Estos planes evolucionaron de simplemente proveer de electricidad a las arenas hasta centros de emisiones, que es una inversión de más de 300 millones de dólares”.

El mayor símbolo de los Juegos Olímpicos instalados en el Parque de Madureira, cuenta con la tecnología de iluminación de GE. La solución fue desarrollada específicamente para que los cinco anillos olímpicos estén alumbrados con reactores y lámparas de alta eficiencia.

Otra de las áreas tecnológicas en las que trabaja es en el equipo de hospitales en donde han implementado sistemas inteligentes de alumbrado. “Con esto ahora se cuenta con luces LED, lo que permite no tener el 100% de la luz todo el tiempo y así poder controlarlo, permite al menos 40% de ahorro para la ciudad”, explicó Santa. Estos proyectos tienen un valor cercano a los cuatro millones de dólares.

Seguridad y cámaras en toda la ciudad

El encargado del Centro de Operaciones de Río dijo que, para el tema de seguridad, se  planteó la conexión total de las áreas donde se llevan a cabo los eventos deportivos. Señaló que elementos como cámaras de seguridad en las calles y los semáforos dependen también del centro de operaciones.

La meta es interconectar la ciudad mediante la tecnología y el ojo humano. El tránsito está controlado por más seiscientas cámaras.

El gobierno brasileño, a través de Luiz Felipe Linhares, asesor especial para Grandes Eventos del Ministerio de Defensa del país destacó que el tema de la seguridad es fundamental para los juegos. Señaló que las Fuerzas Armadas movilizaron a 38,000 hombres en acciones de defensa en todo el territorio, con énfasis en la región de Deodoro, Río de Janeiro. Esta planificación se completa con la modernización de sistemas de comunicación digital, particularmente en el área de prevención de incidentes químicos, biológicos, nucleares y radiológicos, además de terrorismo y cibernética.

Pantallas, proyectores y video de primer mundo

Otra de las firmas que puso sistemas tecnológicos inteligentes es Panasonic. La japonesa brindó cerca de 72 pantalla gigantes LED que suman casi 1,900 metros cuadrados de paneles, la mayor cantidad en la historia en unos Juegos Olímpicos.

En su reporte sobre desarrollo tecnológico para los Juegos Olímpicos de Río, la empresa destacó que provee de 41 sistemas de audio público, 210 proyectores DLP (procesamiento digital de luz), 15,000 televisores y decenas de sistemas de cámaras de video y switchers para que el público asistente, jueces y atletas sigan todos los detalles de las competencias. Para las ceremonias de inauguración y clausura la empresa facilitó un cargamento especial de equipo con 110 videoproyectores de 20,000 lúmenes.

Los Juegos Olímpicos de Río mueven la estructura social y económica de Brasil en un momento en el que los problemas amenazan con colapsar a este país. El análisis que realiza Moody´s, destacó que el evento deportivo trae mejoras duraderas, así como un aumento temporal en la recaudación de impuestos, sin embargo, no evitará a que el país sudamericano salga de la profunda crisis que vive en todos los ámbitos, desde económico, político y sanitario.

El tema de sanidad, no es menos grave. Algunos expertos en medicina como Amir Attaran, de la Universidad de Ottawa; Christopher Gaffney, de la Universidad de Zúrich y Arthur Caplan y Lee Igel, de la Universidad de Nueva York, hicieron llegar a la Organización Mundial de la Salud (OMS), una carta en la que expresaron su preocupación por la alerta que prevalece en algunas zonas de Brasil a causa del virus del zika. Pidieron reconsiderar a través del Comité Olímpico Internacional (COI), su posición sobre llevar a cabo el evento. Sin embargo, la OMS dio su postura y aseguró no tener sentido, ya que no altera de forma significativa la expansión del virus.

 

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín semanal, ¡suscríbete ahora!