griYUM!: insectos para combatir el hambre y la obesidad
iStock

México enfrenta actualmente dos importantes problemas relacionados con el alimento: mientras una fracción de la población padece hambre y desnutrición, otra lucha contra la obesidad y sus complicaciones. Pero un grupo de emprendedores mexicanos considera que la solución a ambas se encuentra en los insectos, por lo que trabaja para hacer del consumo de estos animales algo cotidiano. Te invitamos a conocer griYUM!.

Se trata de una startup nacida en el Tecnológico de Monterrey, Campus Querétaro, en las mentes de Alejandro de la Brena, Cristina Clocchiattim, Alejandro Macías y Francisco Pérez, quienes comenzaron a trabajar en este proyecto en 2016. Ese mismo año, su iniciativa fue ganadora del segundo lugar del Premio Cemex-Tec en la categoría Transformando Comunidades.

“Todo comenzó como un trabajo para la clase de Proyecto Integrador en la que el profesor nos pidió desarrollar una idea de negocio en la que aplicaramos los conocimientos que obtuvimos a lo largo de la carrera”, recordó de la Brena en entrevista con Tec Review. “Más tarde, tras poner nuestra idea a concursar en el Premio CEMEX-Tec, nos dimos cuenta de que se trata de una iniciativa muy interesante y viable”.

Pudes leer más en: Mexicanos luchan contra el hambre ¡con insectos!

Anuncio

Así nació griYUM!, el emprendimiento que produce harina de grillo comestible que promete 60% de proteína de alta calidad, digestibilidad y bajo costo, ideal para ser utilizada como alternativa a concentrados de soya y suero de leche. Con este ingrediente como base, se pueden preparar productos como tortillas, panes, pastas y galletas, entre muchos otros.

griYUM!: insectos para combatir el hambre y la obesidad
griYUM!

El problema

Alejandro de la Brena consideró que “a la industria alimentaria le falta acordarse de que su función es nutrirnos y no solo ofrecernos comida que, sabe bien, pero no cuenta con un verdadero balance”. ¿Cuál es el nutriente que hace falta más frecuentemente en los alimentos procesados? La proteína.

“Esto se debe a que las proteínas de origen animal o vegetal que se pueden aplicar a la fórmula de este tipo de productos son muy caros”, explicó. Lo mismo sucede en las comunidades mexicanas vulnerables “que normalmente no tienen acceso, o lo tienen restringido, a fuentes de proteína como la carne, el pollo o el pescado”.

La solución

“La alternativa que encontramos, propuesta por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) en 2013, fue el consumo de insectos”, agregó el emprendedor.

¿Por qué específicamente grillos? “Porque el Acheta domesticus se adapta muy bien a crecer en ambientes controlados, además de que se trata de un insecto del orden Orthoptera, es decir, el que aporta más proteína”.

Para producir esta harina, griYUM! planea establecer granjas de grillos en diferentes comunidades mexicanas que, además, ayuden a generar nuevas oportunidades de empleo.

La primera, en donde se realizan las pruebas piloto, se encuentra en Ojo de Agua, Querétaro. “Hemos trabajado muy duro y ya contamos con buenos resultados, por lo que esperamos que este periodo de ensayos termine en los próximos meses para que comience el de operaciones”.

Con este objetivo, griYUM! lanzó una campaña de crowdfunding en la plataforma para proyectos sociales Donadora, con lo que además espera “mostrar su proyecto a la comunidad y ver qué tanto el mexicano se envuelve con lo que proponemos”.

A partir del próximo marzo, esta startup formará parte de la generación 2017 del Instituto Unreasonable México, en donde recibirá el apoyo de más de 50 mentores para escalar su impacto y acercarse a la meta de beneficiar a un millón de personas en los siguientes cinco años.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín, ¡suscríbete!