John Young y el sándwich que viajó al espacio
iStock

El astronauta estadounidense John Young, quien murió el 5 de enero pasado, será siempre recordado por su larga carrera en la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA) —42 años de servicio activo—, por convertirse en la primera persona en realizar seis vuelos espaciales y por ser la única, hasta ahora, que ha pilotado y comandado cuatro clases diferentes de naves.

Pero Young también pasó a la historia por protagonizar un escándalo al llevar ‘de contrabando’ un sándwich de carne al espacio.

El 23 de marzo de 1965, justo antes de partir a la misión Géminis 3, guardó el refrigerio en uno de sus bolsillos. Una vez fuera de la Tierra, el sándwich fue motivo de una breve conversación entre Young y su compañero Gus Grissom, únicos tripulantes de la nave. Ésta quedó registrada en una transcripción de casi seis horas, mientras que la duración de la plática fue de menos de un minuto.

“¿Qué es?”, preguntó Grissom. “Sándwich de carne en conserva”, respondió Young. “¿De donde vino eso?”, contestó el primero. “Lo traje conmigo. Veamos cómo sabe. Huele bien, ¿no es así?”, dijo el segundo.

Gus Grissom probó el bocadillo pero rápidamente anunció que John Young volvería a meterlo en su bolsillo, ya que el sándwich se estaba empezando a romper. Tal vez llevar el refrigerio al espacio era “una idea… no tan buena”. “Muy buena en realidad, si pudiera mantenerse unido”, agregó Grissom.

Pero el breve incidente llamó la atención del Comité de Apropiaciones de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, en la que un miembro del Congreso lo calificó como “un sándwich de 30 millones” de dólares, ya que las migajas del mismo pudieron haber interferido con las operaciones de la nave espacial y reparar el daño habría costado una fortuna.

A partir del hecho George Mueller, entonces administrador asociado de la NASA para vuelos espaciales tripulados, dijo haber tomado medidas “para evitar la recurrencia de sandwiches de carne en conserva en vuelos futuros”.

El sándwich fue adquirido en un establecimiento de Cocoa Beach, Florida, llamado Wolfie’s Restaurant —una cadena que cerró operaciones en 2002— por el astronauta Wally Schirra, quien se lo obsequió a Young momentos antes de su despegue.

“No pensé que fuera algo importante”, escribió John Young en sus memorias. “Era muy común llevar sándwiches, de hecho, el de carne en conserva era el tercer sándwich que se llevaba en una nave espacial“.

El controversial sándwich ya no está disponible pero uno similar, conservado e acrílico, se exhibe en el Grissom Memorial Museum de Mitchell, Indiana, para “conmemorar el infame sándwich” que viajó al espacio a bordo del Géminis 3.

Young agregó en sus memorias que, en cualquier caso, al sándwich le faltaban algunos ingredientes. “Ni siquiera tenía mostaza. Ni pepinillos”.

Fallece John Young, astronauta que viajó dos veces a la Luna

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre