La primera ciudad para coches autónomos es una realidad

La iniciativa está financiada por los sectores público, académico y privado; el proyecto tiene un costo hasta ahora de 10 millones de dólares

Universidad de Michigan

Michigan quizá no es reconocido por tener el alto turismo de Nueva York, las playas exuberantes de Miami o los grandes corporativos tecnológicos de California; sin embargo, aquí, se diseñó la primera ciudad para probar vehículos inteligentes antes de salir al mercado.

Mcity es un complejo de 32 hectáreas con calles, cruceros, señales viales, aceras, fachadas de edificios y hasta simulacros de barricadas.

La Universidad estatal fundó el Centro para la Transformación de la Movilidad (MTC, por sus siglas en inglés), una asociación con representantes de la academia, gobierno y la industria automotriz para construir el primer sitio que permite a los desarrolladores simular condiciones para el funcionamientos de automóviles conectados, automatizados y sin conductor.

“Creemos que este será el primer paso para mejorar la seguridad, eficiencia energética y accesibilidad” dijo el director del MTC, Peter Sweatman, en un comunicado de prensa. “Nuestras ciudades y los suburbios serán más habitables. Esos cambios abren la puerta a la movilidad del siglo 21”.

Algunas de las tecnologías que serán probadas en las instalaciones incluyen interconectividad, comunicación entre vehículos y de estos con la infraestructura, así como diferentes niveles de automatización hasta llegar a automóviles completamente independientes.

“Aún quedan muchos retos por delante”, dice Sweatman, “pero Mcity es un ecosistema realista, seguro y controlado donde podremos explorar la forma de concretar de forma rápida y eficaz el increíble potencial de los vehículos conectados y automatizados”.

El MTC de la Universidad de Michigan fue creado en 2013 y un año después comenzó la construcción de Mcity con una inversión que llega ya a los 10 millones de dólares hasta ahora; las aportaciones fue realizada por la universidad, el Departamento de Transporte estatal y alrededor de 15 compañías entre las que están Ford, General Motors, Honda, Nissan y Toyota.

Las instalaciones están abiertas para cualquier organización aunque se da preferencia a los participantes de la asociación.

Los editores recomiendan