Lo que debes saber de las elecciones en Estados Unidos
iStock

Estados Unidos está a punto de dar un giro político, este martes 8 de noviembre se define si Hillary Clinton, candidata del partido demócrata, o Donald Trump, del partido republicano llega a la Casa Blanca. Por ello te presentamos algunos datos sobre este proceso que te ayudará a conocer más de la política estadounidense.

La elección del presidente

En Estados Unidos los ciudadanos no eligen directamente al presidente. Se vota por un grupo de electores y ellos son quienes lo eligen, esto significa que el ganador de las elecciones no es necesariamente el que más votos obtenga.

Por si no lo viste: ¿Clinton o Trump? Es cuestión de analizar los datos

Esa función recae sobre el Colegio Electoral integrado por 538 electores que representan a los 50 estados y el Distrito de Columbia (la capital). Cada uno de los estados tiene un número distinto de electores basado en los representantes del Congreso. Mientras más poblado es el estado, más electores tiene.

Los estados codiciados son los que mayor número de electores. Por ejemplo, California es unos de los más codiciados porque ‘vale’ 55 votos electorales. El candidato que obtenga más votos en ese estado, se lleva todo el paquete de 55 electores. Quien acumule 270 o más votos electorales será el próximo presidente de Estados Unidos, mismo que asumirá el cargo el próximo 20 de enero de 2017.

¿Por qué votan en martes y no en otro día?

En México, por lo regular se realizan las votaciones los días domingo, ya que es considerado generalmente como día de descanso, pero en Estados Unidos, esto no sucede así, se hace en un día entre semana. Pero ¿a qué se debe? cuestión de tiempos y distancias.

Lee: Elecciones estresan a los estadounidenses como nunca antes: APA

En el año de 1845, las personas que emitían su voto tenían que transportarse a los centros de votación en caballo, debido a las largas distancias que debían que recorrer.

El martes era el día indicado, pues las personas acostumbraban ir a sus ceremonias religiosas los domingos. El lunes partían en caballo de sus respectivos condados a los centros de votación para emitir el voto el martes. Todo esto antes del miércoles, el día de mercado.

Se puede resaltar que, además, noviembre encaja justo entre el tiempo de cosecha y el brutal clima invernal, que puede ser especialmente malo cuando hay que recorrer un camino a caballo para votar.

Burro vs. elefante

El burro del partido demócrata surgió en 1828, cuando críticos llamaron “asno” al presidente Andrew Jackson. Lo nombraron así por su visión populista y su eslogan “dejemos que la gente gobierne”. Jackson aprovechó la situación y la imagen del animal la usó para sus anuncios de campaña, pues según su perspectiva el burro es un animal trabaja y es modesto.

También puedes leer: Clinton vs. Trump: cero propuestas y muchos insultos

El dibujante Thomas Nast  comenzó a dibujar el animal para la prensa, fue así como quedó de representación del partido.

Respecto al elefante representativo del Partido Republicano, es una respuesta al burro demócrata, Nast lo dibujó como rival. El elefante representa a un animal inteligente, dócil y fácil se someter.

Con relación a los colores, estos representan a la bandera de Estados Unidos, pero fue en 1980 cuando las asignaciones de colores comenzaron a dar ciertos giros. En el año 2000 se decidió que el color rojo representaría a los republicanos y el azul a los demócratas.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín, ¡suscríbete!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre