Tufts University

Si crees que en el futuro los robots harán todo lo que les pidas sin quejarse o cuestionarte, esta noticia cambiará tu perspectiva. Un equipo de ingenieros de la Universidad de Tufts en Boston, Massachusetts, enseña a los androides a rechazar órdenes.

Pero no solo se trata de que el robot diga que “no”, si no que analice cuando debe y cuando no debe hacer algo. Por eso la idea es dotarlo de mecanismos para que pueda justificar su ‘decisión’.

Imagínate que un humano pudiera comandar a un robot para que se autodestruyera sin motivo aparente. Con ayuda de este nuevo mecanismo, el sistema del androide, primero, contemplaría los detalles y, al no contar con razones suficientes para hacerlo, podría rechazar el mandato.

El grupo de expertos compartió en YouTube algunos ejemplos de su trabajo. En uno de ellos, el ingeniero Gordon Briggs le pidió a su robot caminar mientras este se encontraba en la superficie de una mesa. Entonces, el androide se niega al argumentar que caerá.

“Yo te atraparé”, le asegura Briggs, lo que hace que el robot acepte la orden.

Esto demuestra, además, que el sistema de los expertos de Tufts permite al andoide estar abierto a un cambio en las circunstancias.

“Los robots futuros necesitarán mecanismos para determinar cuándo y cómo es mejor rechazar directivas que recibe de los interlocutores humanos”, escribió Gordon Briggs en un documento que describe el trabajo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre