Los secretos de la innovación en Cambridge

Kendall Square es el barrio donde confluyen centros de investigación y universidades, ecosistema que atrae a grandes firmas y nuevos emprendedores.

Por: Luis Estrada

Justo fuera del campus  del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), en Cambridge, existe un barrio llamado Kendall Square. Este punto geográfico es un auténtico imán para empresas de alta tecnología y startups, que son atraídos por el talento humano y un auténtico “hervidero de innovación”.

“La intersección de Main Street y Binney Street es la esquina con mayor innovación en el mundo, es impresionante el hervidero de actividad y nuevas empresas que llegan”, asegura Jesús del Alamo, director del Laboratorio de Tecnología en Microsistemas (MTL) del MIT.

Kendall Square es un gran “cluster” de empresas interconectadas que colaboran y compiten. Es sin duda el barrio con el mayor número de nuevas empresas, el Centro de Innovación de Cambridge acoge más de 450 startups en su edificio.

Un sinfín de startups, que comparten los mismos edificios y los mismo deseos: estar en el lugar más innovador del mundo. Y las rentas no mienten, según el sitio del Centro de Innovación, un metro cuadrado se renta en 800 dólares, similar a los que se paga en el centro de Manhattan.

Hace años las ciudades solían tratar de ganar trabajos atrayendo a las grandes industrias. Pero, la grandes firmas tienden a mudar el empleo. “Grandes compañías, no sólo laboratorios de investigación, sino también sus centros de operación. General Electric anunció que moverá su centro de innovación y así un sinfín de compañías nuevas se están mudando a Cambridge para sumarse a la revolución tecnológica, explica el director del MTL.

“En el Laboratorio de Tecnologías en Microsistemas (MTL por sus siglas en inglés) seguimos con la revolución de la nanoelectrónica, y ha durado por más de 50 años. Y esto se debe al verdadero impacto que ha tenido no sólo en la industria, sino en la sociedad humana”, dice Jesús del Alamo.

Esta transformación también impacta el campo de la biotecnología,  considerada como “fantástica” para el director del Laboratorio de Microsistemas, ya que dejará huella en la salud al tener sistemas de diagnóstico más baratos, rápidos y eficaces. Así como el internet de las cosas, en donde todos los objetos comunes alrededor de nosotros estarán interconectados, gracias a la investigación en sistemas computacionales y nanotecnología.

Semillero de ideas

La capacidad de atracción de talento de todo el mundo, es fruto del gran “cluster” de empresas y centros de investigación que colaboran y compiten. Entre las universidades, están dos de las mejores del mundo: la Universidad de Harvard y el Massachusetts Institute of Technology (MIT), considerada como la universidad más importante y destacada en el mundo de la tecnología y la ingeniería. También los centros médicos, como el Hospital General de Massachusetts y el Brigham and Women Hospital, que tienen gran tradición en la investigación.

Pera asegura Jesús del Alamo, “Cambridge es un lugar único, y no creo que exista algún sitio parecido a él en el mundo. Es el lugar en donde se tiene que estar si lo que les interesa es nanotecnología, biotecnología, sistemas de información, inteligencia artificial”.

Los editores recomiendan