iStock

(Notimex) La microgravedad no hace fácil la tarea de monitorear la salud de los astronautas, sin embargo, el trabajo de un grupo de expertos mexicanos podría simplificar este proceso.

El proyecto del Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico en Electroquímica (Cideteq) y la Agencia Espacial Mexicana (AEM) consiste en el desarrollo de sensores y nanodispositivos de conversión de energía para medir parámetros como la sangre o la glucosa de quienes se encuentran en el espacio exterior.

“Lo que se busca es el acoplamiento, nosotros en Cideteq empezamos como un grupo de energía pero, luego, encontramos similitudes entre extraer energía de una sustancia y poderla ‘sensar’”, explicó el investigador Francisco Merhande Cuevas Muñiz.

El científico agregó que este sistema acaba de entrar a la etapa de fabricación y evaluación.

Anuncio

Para ello, se contactó a una institución en Perú que efectuará pruebas con gravedad simulada para evaluar la funcionalidad de estos aparatos, con el objetivo de entregar el prototipo final a la AEM en julio de 2017.

“La idea es contribuir poco a poco e ir generando interés en el país, es un área de oportunidad en la que podemos incursionar los investigadores porque ha habido mucho apoyo”, dijo Cuevas Muñiz.

“Creo en unos cuantos años podemos empezar a desarrollar en México nuestra propia tecnología espacial”, aseguró.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín semanal, ¡suscríbete ahora!