El radiotelescopio más grande del mundo empezó a funcionar en el suroeste de China, en el marco de un descomunal proyecto cuyo objetivo es, según Beijing, detectar vida inteligente extraterrestre.

Llamado por los científicos “Five-hundred-metre Aperture Spherical Radio Telescope” (FAST), el telescopio se puso en marcha a principios del mes de octubre.

El FAST, que presenta una apertura esférica de 500 metros de diámetro, cubre una superficie equivalente a 30 campos de fútbol, y está instalado en una zona rural de la provincia de Guizhou (suroeste), entre tres colinas kársticas.

Conoce más sobre la ingeniería y lo que buscará en el cosmos en esta infografía:

Anuncio

WEB_china_telescope_

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín, ¡suscríbete!