Muy pronto tu auto sabrá cómo te sientes

Mexicanos desarrollan un programa que permitirá a los vehículos reconocer emociones y sentimientos.

Muy pronto tu auto sabrá cómo te sientes
iStock

La industria automotriz, impulsada por la tecnológica, está en plena revolución. Sensores, algoritmos de predicción y nuevos softwares de conectividad están cambiando la forma en la que nos transportamos, con miras a la masificación de los vehículos autónomos.

Pero antes de que este tipo de coches dominen las calles, probablemente veremos más automóviles semiautónomos, es decir, que aún necesitan del conductor para completar algunas tareas, un mercado en el que un grupo de investigadores mexicanos tiene puesta la mirada.

El equipo del Tecnológico de Monterrey, liderado por el profesor investigador Rogelio Bustamante, busca una nueva forma de eficientar el funcionamiento de este tipo de vehículos con el desarrollo de un programa capaz de identificar las emociones y sentimientos del usuario.

Esto permitirá al automóvil “saber si el conductor va distraído, enojado, muy feliz u otros estados que puedan afectar su conducción”, explicó Bustamante Bello. El objetivo principal de este software es el de evitar accidentes.

El equipo del Tec ya pone a prueba esta tecnología con ayuda de un coche que tiene instalados varios sistemas capaces de determinar el ánimo del conductor, entre ellos un sistema con validación internacional que, a través de una cámara, identifica las microexpresiones.

A esto se añade un equipo de medición de conducción electro-dérmica, es decir, que mide la reacción de los dedos, lo que se complementa con un electroencefalograma.

“De esta manera tomamos la información sincronizada para correlacionarla y así conocer el estado del sujeto. Al final, lo que queremos es sólo dejar la cámara alcanzar una exactitud en los diagnósticos del 95%”, adelantó el profesor Bustamante.

Cuando este objetivo se alcance, el siguiente paso será analizar las diferentes formas en las que el vehículo podrá ayudar al conductor a regresar a un estado anímico óptimo para manejar o, en su caso, evitar que tome el volante. El equipo del Tecnológico de Monterrey espera que este sistema esté listo en 2018.

CON INFORMACIÓN DE AGENCIA INFORMATIVA TEC DE MONTERREY

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín, ¡suscríbete!