iStock

Las cámaras de seguridad resultan de gran ayuda para identificar sospechosos de los que se tiene una fotografía o retrato hablado pero, ¿qué pasa cuando la persona cubre su cara o la oculta? La policía japonesa asegura tener la solución: la digitalización facial.

El nuevo procedimiento comenzará a funcionar en abril de este año en las 102 comisarías de Tokyo. Para lograrlo, el departamento metropolitano de policía ya está instalando nuevas cámaras y el software necesario en diversos puntos.

Police White Paper
Police White Paper

Retratos en 3D

El escaneo facial permite obtener retratos tridimensionales que serán añadidos a las fichas policiales de los sospechosos.

Anuncio

Esta información será también enviada a un sistema conectado a las cámaras capaz de analizar los rostros de las personas en tiempo real para compararlos con los de los criminales.

Japón ha estado planeando y trabajando el la implementación de esta tecnología desde 2001.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín semanal, ¡suscríbete ahora!