NOTIMEX

La danza de los astros provoca leves cambios en la fechas. Y sobre todo cuando se trata de acoplar el calendario solar con el calendario lunar. Es el caso de la Semana Santa.

“La Semana Santa se celebra el domingo siguiente a la primera luna llena del equinoccio de primavera, cayendo entre el 22 de marzo y el 25 de abril”, expresa la Diócesis de Canarias, España, en su página web.

En tiempos bíblicos, el ciclo de la Luna, no del Sol, marcaba el tiempo de las festividades religiosas de la cultura judía. Este sistema de medición fue retomado para la Pascua católica.

Puedes leer: Las playas más limpias y las más sucias para Semana Santa

El calendario lunar, cuya duración aproximada es de 28 días, está fundamentado en el tiempo que transcurre para que repita una fase el satélite natural de la Tierra.

Si consideramos que el equinoccio de primavera, según la Real Academia Española, es la época en que por hallarse el Sol sobre el ecuador, la duración del día y de la noche es la misma, lo cual sucede anualmente del 20 al 21 de marzo, entonces que la Semana Santa no esté fija se debe a la variación del día en que ocurre la primera luna llena después del comienzo de la primavera. Porque el calendario lunar (de 28 días) y el calendario solar (de 365 días) están desfasados, uno respecto al otro.

Te interesa: Estas vacaciones, ¡quédate en tu ciudad!

La Semana Santa comienza con la celebración de Domingo de Ramos y finaliza en Domingo de Resurrección. Y en ella también se recuerdan la Última Cena y la muerte de Jesús de Nazaret, en jueves y viernes, respectivamente.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín, ¡suscríbete!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Ingrese su nombre