iStock

(Notimex) – La basura orgánica y los residuos de nopal que dejan los mercados de la Ciudad de México serán transformados en biogás, iluminación y composta, esto debido a la instalación del primer biodigestor en México y América Latina para el tratamiento de residuos.

La primera planta piloto del Sistema para el Tratamiento Integral en el sitio de Residuos Orgánicos Mbio fue inaugurada en el Centro de Acopio y Comercialización de Nopal-Verdura (CANV) en la delegación Milpa Alta, con el fin de procesar 100 toneladas de residuos orgánicos al mes.

Lee: Café, coco, maíz y otros residuos para generar energía limpia

Durante la inauguración, el presidente de la empresa mexicana Sustentabilidad en Energía y Medio Ambiente (Suema), Jahir Mojica Hernández, recalcó que se trata de un proyecto mexicano que generará ahorros para el sistema de recolección de la ciudad y alimentará la energía de más de 150 casas aledañas.

Anuncio

“También servirá para la energía que necesita la planta para operar y otra parte de energía limpia que podemos llevar al centro de acopio. Por otro lado, podemos obtener un mejorador de suelos que es una especie de composta”.

Por si no lo viste: Residuos urbanos para generar energía: una alternativa verde

De los 15,000 millones de pesos que se invirtieron en la planta, 13,000 millones fueron aportados por la Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Ciudad de México, de acuerdo con Hegel Cortés Miranda, Director General de Innovación de dicha dependencia.

“Estamos haciendo historia por tener el primer biodigestor de recuperación de residuos sólidos en sitio. Hasta cuatro y cinco toneladas de este centro de acopio nopal-verdura hoy va a dejar de ser basura para ser transformada en energía”, explicó.

También puedes leer: Este emprendimiento usa bacterias para rehabilitar el suelo

A su vez, el Jefe Delegacional en Milpa Alta, Jorge Alvarado Galicia, aseguró que la planta traerá beneficios principalmente para los productos agrícolas.

“Contarán con iluminación en los espacios con energías limpias, reducción de las tarifas eléctricas y una reducción en el manejo y en los traslados de los residuos al bordo poniente”, destacó.