iStock

Por Andrea López y Dulce Pontaza

Para el Tecnológico de Monterrey, la igualdad y la no discriminación son dos ejes principales para la inclusión y la equidad de oportunidades.

Te puede interesar: Inclusión laboral en el Tec: iniciativas y gente única

La suma de talentos es igual a la fuerza del Tec. En su reporte de Diversidad e Inclusión 2016, la universidad ha delineado seis ejes para transformar a la sociedad a través de la educación. Inclusión socioeconómica, equidad de género, personas con discapacidad, diversidad generacional, cultural y LGBT.

Anuncio

Hoy, existen varios grupos dentro de la comunidad universitaria que buscan la defensa y el apoyo a la diversidad sexual. Dos de estas organizaciones de alumnos son AIRE y PRIDE. Conoce su historia.

AIRE, Campus Monterrey

Se trata de la Asociación por la Integración, Respeto y Equidad (AIRE) del Tec de Monterrey, la cual surgió en mayo de 2014, su objetivo es procurar la inclusión de todas las personas con identidades diversas de sexualidad y de género, así como lograr que todos tengan un trato sin discriminación dentro de la universidad.

“Impulsar espacios seguros para el desarrollo de la comunidad, para que hablen, hagan preguntas y se conozcan entre ellos. Crear redes de apoyo para que el estudiante se pueda dirigir cuando tenga algún momento de crisis o que necesite ayuda o apoyo en cualquier cosa”, explicó a Tec Review la presidenta del grupo María José Sanabria.

La estudiante del Campus Monterrey, contó que desde la década de los 70´s algunos grupos buscaron cómo organizarse dentro del Tec. “Ha habido varios enfoques, varios tipos de intentos para abrirlo, todo dependía de cómo ofrecíamos el proyecto para crearlo”, contó la joven.

Migueh Díaz, fundador de AIRE, fue quien llevó la propuesta a las autoridades del campus, contextualizando la diversidad e inclusión que muchas universidades de Estados Unidos tenían a través de estos grupos estudiantiles.

“El Tec se fue a investigar a las mejores universidades de Estados Unidos. Y se dio cuenta que en ellas había grupos LGBT. Entonces, con base en la experiencia de nuestra universidad fue que logramos abrir el grupo. Se dieron cuenta que el grupo sí era relevante y que este mejoraría a la comunidad estudiantil”, compartió la presidenta.

AIRE ofrece a la comunidad del Tec y a personas externas al campus, talleres, conferencias, mesas de discusión, proyecciones de películas, juntas y juegos. “Procuramos que sean cosas que informen a la comunidad, que sea un espacio para platicar sobre cosas nuevas y que ayude a reafirmar identidad”.

Por si no lo viste: ¿Cómo activar la reacción “Orgullo LGBT” en Facebook?

PRIDE, Campus Ciudad de México

PRIDE es un grupo estudiantil que busca fomentar la inclusión de las personas LGBT en el Campus Ciudad de México del Tecnológico de Monterrey.

Éste nació en agosto de 2016, junto con el inicio del semestre correspondiente, luego de que sus fundadores identificaron “una comunidad LGBT muy grande” dentro del plantel y su necesidad de contar con “una voz clara que les permitiera ser escuchados”. Así lo cuenta Luis Manuel Uribe, cofundador y vicepresidente de PRIDE, en entrevista.

Sus objetivos principales son el de informar “para evitar estigmas o paradigmas sobre los individuos LGBT dentro y fuera del campus”, así como brindar ayuda y contacto con expertos en temas como la psicología y la sexología a los miembros del grupo “para que se sientan en confianza y seguros”, además de fomentar un sentido de comunidad entre los mismos.

Para ello, con apoyo de sus compañeros, profesores, directivos y de la propia institución, PRIDE realiza diferentes actividades.

“Constantemente hacemos reuniones para que los miembros puedan compartir sus experiencias y tener contacto con profesionales”, detalló Uribe Téllez. “Además, durante la semana de la inclusión organizamos conferencias y foros sobre derechos humanos, lo que se suma a muchas otros eventos que llevamos a cabo durante al año”.

El vicepresidente del grupo estudiantil destacó que PRIDE está abierto a toda la comunidad. Tal es el caso de los alumnos de Prepa Tec “que nos pueden acompañar en los eventos”, así como de sus asesores: “cinco profesores y directivos que nos apoyan”.

“Todos nos han recibido de forma muy positiva e incluso nos hemos dado cuenta de que, desde que empezamos este proyecto, muchas personas han cambiado su manera de pensar. Estos temas ya no son un tabú dentro del campus”, concluyó. Actualmente, PRIDE trabaja en formar un Congreso Nacional de Derechos Humanos dentro del Tec de Monterrey.