Tus búsquedas de Google serán 100% verdes

Luego de seis años de trabajo, la firma anunció que en 2017 alcanzará el hito de que el total de sus operaciones a nivel global funcionen con energía renovable.

Foto: Carlos Fernández de Lara Soria

Por: Carlos Fernández de Lara Soria

Los videos de gatos en YouTube, la ruta que trazaste en el Maps para llegar a tu destino, el correo de Gmail que acabas de recibir o la quinta búsqueda web que haces en el día. Todos ellos servicios intangibles que parecieran sencillos de operar, pero que demandan la misma cantidad de energía que toda una ciudad. Este martes, Google anunció que cada una de esas plataformas, así como el trabajo de sus más de 57,000 empleados operarán 100% con energía renovables.

“Es un logro que no es para nada sencillo, hace menos de seis años nos pusimos la meta de operar 100% con energía renovable, nuestros centros de datos son lo mayores consumidores, pero el logro también cubre nuestras oficinas y todas las operaciones del personal”, dijo Neha Palmer, jefa de la estrategia de energía de Global Infrastructure de Google, en entrevista con Expansión.

La ejecutiva explicó que el acuerdo significa que por cada megawatt de uso están comprando un megawatt de energía renovable. El logro incluye la compra de energía eólica y solar, así como la compra de Certificado de Energía Renovable (RECs, en inglés).

También puedes leer: Tesla y SolarCity llevan energía solar a toda la isla de Ta’u

“El proyecto busca garantizar la generación de nuevos proyectos de energía renovable y es parte del trabajo por crear un planeta en el que Google y todos los demás vean que existe valor en volverse verde”, dijo Palmer.

Para tener una idea de la escala de una firma como Google, la empresa confirmó que durante el 2015 requirió cerca de 5.7 horas terawatt (TWh) para alimentar sus 14 centros de datos y 60 oficinas en 150 países. Casi la misma cantidad de energía que consumió el condado de San Francisco, uno de los cinco más poblados de Estados Unidos y con una población combinada de casi 9 millones de habitantes.

IMG_0585
Foto: Carlos Fernández de Lara Soria

“Lo más complejo para alcanzar la meta fue la variedad de mercado en los que operamos. Tenemos 14 centros de datos, muchos de ellos en Estados Unidos, pero también en países como Chile, Singapur y Europa. En algunos de esos mercados no hay mecanismos directos para poder comprar energía renovable, tuvimos que trabajar mucho con operadores para poder hacer tratos de largo plazo para la compra de energía renovable”, reconoció Palmer.

Para Google, la apuesta por operar con energía 100% inagotables es vital. Dado la naturaleza de sus servicios, los cuales deben operar 24/7 los 365 días del año, la firma debe ser capaz de contar con un suministro eléctrico inagotable para mantener sus centros de datos funcionando.

“Hay muchas empresas que lidian por soportar una plataforma con más de 1,000 millones de usuarios. Nosotros tenemos que lidiar con ese mismo problema, pero en mayor escala por Google Search, Maps, YouTube, Gmail, Android, Chrome, Google Play Store y ahora los clientes de Cloud Platform cada una de ellas es un servicio con más de 1,000 millones de usuarios”, explicó Joe Kava, vicepresidente de Infraestructura Crítica de Google.

Bofetada de guante blanco a Trump

Google no es la única firma que trabaja por operar con energía renovables. A través de RE100, una iniciativa global sin fines de lucro, más de 83 empresas como Facebook, General Motors, IKEA, Adobe, Apple, Bloomberg, Coca Cola, entre otras, se han comprometido a colaborar para alcanzar la meta de operar en su totalidad con energías sustentables y libres de carbono.

Bajo la premisa de reducir las emisiones de dióxido de carbono, minimizar el impacto de los gases de invernadero y limitar los impactos del cambio climático, un fenómeno natural que el actual presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, tachó de falso o “inventado por los chinos” durante su campaña electoral.

IMG_0587
Foto: Carlos Fernández de Lara Soria

Aunque los ejecutivos de Google reconocieron a Expansión, que están “dispuestos a trabajar y colaborar con el gobierno de Estados Unidos y con otros gobiernos del mundo”, como parte de su logro la firma liberó un documento en el que asegura que las energía renovables cada vez son más accesibles y son importantes generadores de impacto económico y empleos alrededor del planeta.

“Google está comprometido a ser parte de la solución para resolver el reto del cambio climático (…) Sin embargo, no sólo se trata de combatir el calentamiento global, el uso de energía renovables hacen mucho sentido para los negocios por dos razones: su costo cada vez menor y su garantía financiera”, cita la firma en su análisis.

Te interesa: Energía hidroeléctrica, el secreto detrás de Paraguay

De acuerdo con Google, en los últimos seis años el costo de la energía eólica se redujo más de 60% y el de la solar poco más de 80%. En algunas áreas del mundo, ambas son incluso más baratas que las generadas a base de carbón.

Y, al no estar sujetas a la volatilidad del precio del gas o petróleo, el costo de su adquisición puede mantenerse en contratos de suministro a largo plazo.

La empresa de tecnología asegura tener las cifras y conocimiento para demostrarlo.

De acuerdo con la compañía, en 2015 las energías renovables fueron un mercado con un valor superior a los 44,000 millones de dólares tan sólo para el sector privado de Estados Unidos y alrededor de $238,000 millones de dólares a nivel global. La industria es responsable de la generación de 8.1 millones de puestos de trabajo en el mundo.

Foto: Carlos Fernández de Lara Soria
Foto: Carlos Fernández de Lara Soria

Google no es un jugador menor en el sector. Actualmente, Google es el mayor comprador corporativo de energía renovable en el planeta al adquirir más de 2.6 gigawatts a través de más de 20 acuerdos en tres continentes que equivalen a más de 3,500 millones de dólares y que generan un impacto económico y de recaudación fiscal de más de 10 millones de dólares.

En Oklahoma, por ejemplo, la firma adquirió el uso de 63 turbinas del parque eólico de NextEra Energy Resources, con una capacidad total de 101 Megawatts para alimentar parte de las operaciones de uno de sus centros de datos más grandes a nivel global, ubicado en el mismo estado.

Mientras que en América Latina, Google firmó un acuerdo para obtener hasta 80 Megawatts de energía solar de la firma Acciona y su planta fotovoltaica de El Romero, en el desierto de Atacama, Chile, la cual representa uno de los proyecto de energía solar más grandes del planete con un tamaño equivalente al de 211 estadios profesionales de fútbol.

¿Te gustó esta información? Consigue más en nuestro boletín, ¡suscríbete!